Educando en Solidaridad

DELEGACIÓN PROVINCIAL DE EDUCACIÓN
SERVICIO DE INSPECCIÓN
CÁCERES 

 “Toda persona tiene derecho a un nivel de vida adecuado que le asegure, así como a su familia, la salud, el bienestar, y en especial la alimentación, el vestido, la vivienda…”

(Art. 25 de la Declaración Universal de los Derechos Humanos)

DÍA ESCOLAR DE LA SOLIDARIDAD – 17 DE OCTUBRE

Diego Agúndez

La dramática situación derivada de la pobreza y del hambre parece ya una cosa normal a la que la sociedad del primer mundo se ha acostumbrado y no acaba de poner remedio.

En la actualidad, las diferencias entre el mundo rico y el mundo pobre son más amplias que nunca. A pesar de los esfuerzos y promesas de los gobernantes de los países más influyentes y de las resoluciones de la ONU de acabar con la pobreza en el año 2015, millones de personas continúan pasando hambre, más de 35. 000 niños mueren por esa causa cada día y la mayoría de los países africanos  continúan gastando más en pagar la deuda que en servicios públicos para sus habitantes.

Este estado de cosas se agrava en momentos de crisis económica como la actual, como manifiesta el informe de la organización “Save The Children” al asegurar que “la crisis mundial aumenta las desigualdades entre los países” y  que se está trasladando a nuestra propia sociedad europea.

La Declaración Universal de los Derechos Humanos proclama que “toda persona tiene derecho a un nivel de vida adecuado que le asegure, así como a su familia, la salud y el bienestar, y en especial la alimentación , el vestido, la vivienda, la asistencia médica y los servicios sociales necesarios…” (Art. 25)

La escuela no debe permanecer ajena a esta situación. Es también, en parte, tarea de los centros escolares combatir la insolidaridad, la ignorancia, los prejuicios y la insensibilidad ante estos problemas, de manera que contribuya a cambiar actitudes en todos sus  miembros que permitan conseguir una sociedad más justa y solidaria.

La L.O.M.C.E., recogiendo los objetivos propuestos en la LOE, nos recuerda la necesidad de reflexionar sobre las responsabilidades de todos los ciudadanos ante la situación de subdesarrollo de muchos países, la pobreza y el hambre en el mundo, los desequilibrios Norte/Sur, la desigualdad en el desarrollo económico, social, cultural, etc.

En su articulado, la Ley considera como un fundamental fin educativo:

“La formación para la paz, el respeto a los derechos humanos, la vida en común, la cohesión social, la cooperación y solidaridad entre los pueblos, así como la adquisición de valores que propicien el respeto hacia los seres vivos y el medio ambiente, en particular el valor de los espacios forestales y el desarrollo sostenible” (Art. 2)

No es muy diferente la finalidad de la competencia social y ciudadana que propone contenidos para la ciudadanía en un mundo global, al abordar algunas de las características de la sociedad actual: la desigualdad en sus diversas manifestaciones y el proceso de globalización e interdependencia entre las personas y los países (R. D. 1621/2006).

Se trata de un ambicioso fin que deberá concretarse en objetivos más cercanos a los alumnos, tales como:

  1. Que comprendan el origen y las causas de la pobreza.
  2. La responsabilidad de los países desarrollados.
  3. Que aprendan el concepto de solidaridad tomando conciencia de la relación e interdependencia de las personas en un mundo global.
  4. Que entiendan el mundo de los inmigrantes.
  5. Que practiquen el respeto y la tolerancia con todo tipo de personas

Animamos a participar en esta Celebración Pedagógica de solidaridad con el tercer mundo y con el entorno próximo para contribuir a favorecer actitudes, valores y comportamientos solidarios en nuestros alumnos y alumnas, de modo que nuestros centros se conviertan en escuelas solidarias, continuando la tarea de ayuda que tradicionalmente han realizado, en colaboración con asociaciones y organizaciones dedicadas a la cooperación con los pueblos  del tercer mundo y con las personas en riesgo de exclusión social.

LOS OBJETIVOS DEL MILENIO

En el año 2000, las Naciones Unidas firmaron la  “Declaración del Milenio”, en la que se comprometieron a cumplir los 8 Objetivos de Desarrollo del Milenio (ODM), como un primer paso para reducir la pobreza extrema a la mitad en 2015.

El mensaje de la Declaración es que “somos la primera generación capaz de erradicar la extrema pobreza, y no queremos perder esta oportunidad”. Las Naciones Unidas no conseguirán por sí solas los Objetivos del Milenio, éstos han de alcanzarse en cada país con el esfuerzo conjunto de sus gobiernos y sus ciudadanos.

Los primeros siete objetivos acordados hacen referencia a la erradicación del hambre y la pobreza, la educación primaria universal, las igualdad entre hombres y mujeres, reducir la mortalidad infantil y maternal, la detención del avance del VIH/Sida, paludismo y tuberculosis, y la sostenibilidad del medio ambiente. El Objetivo nº 8 se centra en fomentar una asociación mundial para el desarrollo  a través de la materialización de un compromiso firme que aúne recursos y voluntades en forma de alianzas entre países ricos y pobres.

  1. Erradicar la pobreza extrema y el hambre

Mil doscientos millones de personas siguen viviendo con menos  de 1 dólar por día. Sin embargo, 43 países, cuya población representa el 60% de la población mundial, ya han alcanzado o están bien encaminados para alcanzar el objetivo de reducir  a la mitad el porcentaje de personas que padecen hambre para el año 2015.

  1. Lograr la enseñanza primaria universal

Ciento trece millones de niños no van a la escuela, pero el objetivo es alcanzable.

  1. Promover la igualdad entre los géneros y la autonomía de la mujer

Dos tercios de los analfabetos del mundo son mujeres y el 80% de los refugiados son mujeres y niños. Desde la Cumbre sobre el microcrédito celebrada en 1997, se han hecho progresos en la tarea de beneficiar y potenciar un número cada vez mayor de mujeres pobres.

  1. Reducir la mortalidad infantil

Cada año mueren 11 millones de niños pequeños, pero este número representa una disminución con respecto a los 15 millones de 1980

  1. Mejorar la salud materna

En el mundo en desarrollo, el riesgo de que la madre muera en el parto es uno por 48. Pero ahora casi todos los países tienen programas de maternidad segura y están listos para hacer progresos.

  1. Combatir el sida, el paludismo y otras enfermedades

Las enfermedades mortales han destruido una generación de logros del desarrollo. Países como el brasil, Senegal, Tailandia y Uganda han demostrado que podemos detener  la propagación del VIH.

  1. Garantizar la sostenibilidad del medio ambiente 

Más de 1000 millones de personas aún no tienen agua potable; sin embargo, en el decenio de 1990, casi 1000 millones de personas ganaron acceso al agua potable y otras tantas al saneamiento.

  1. Fomentar una asociación global para el desarrollo

Demasiados países en desarrollo gastan más en el servicio de la deuda que en servicios sociales.

RECURSOS PARA EL AULA

  1. Consejería de Educación

Materiales didácticos de UNICEF: “Enrédate con Unicef”

www.educarex.es

2.  Manos Unidas: http://www.manosunidas.org/

Materiales didácticos para los distintos niveles:

  • Educación para la convivencia y la paz.
  • Educación para el consumo y desarrollo.
  • Educación para la igualdad en la diferencia.
  • Educación para la salud
  1. Intermon: www.intermon.org

Materiales pedagógicos

  1. Save the Childrenwww.savethechildren.es

Publicaciones
Campañas
Informe: “Salvar vidas en tiempo de crisis

  1. ONG: Pobreza Cerohttp://www.pobrezacero.org

OTROS RECURSOS

http://directorio-guia.congde.org/guiaderecursos/

http://www.aulaintercultural.org

http://www.educacionenvalores.org

Oenegés denuncian que la crisis deja sin ingresos a dos mil familias cada mes

Aseguran estar desbordadas y señalan que más de 50.000 hogares extremeños ya no ingresan nada. Cruz Roja atendió el pasado año a más de 5.800 personas y prevé alcanzar las 12.000 en el 2013.
682362_1
Comedor social de las Hermanas de la Caridad que junto a sus voluntarias facilitan comida a personas necesitadas en la ciudad de Cáceres. Foto: FRANCIS VILLEGAS

  1. CABECERA 23/09/2012

Las cifras siguen demostrando la crudeza de la crisis en Extremadura. Unas 2.000 personas se quedan sin ingresos en la región cada mes como consecuencia del paro y de que dejan de percibir la prestación por desempleo, y en torno a 50.000 familias no tienen ningún tipo de renta y tienen que acudir a las diferentes oenegés, que aseguran estar desbordadas por la avalancha de peticiones de ayuda. Son datos aportados por la Red Europea de Lucha contra la Pobreza y la Exclusión Social en Extremadura y por Cruz Roja, que destacan la brecha cada vez mayor entre pobres y ricos en la comunidad autónoma. Aseguran que la situación es límite y de descontrol para estas organizaciones, ya que, por ejemplo Cruz Roja, atendió el año pasado de forma directa a más de 5.800 personas a través de sus programas sociales, lo que supone un incremento cercano al 20% sobre la población atendida en 2010, y calcula que en el 2013 llegará a 12.000.

Otro dato significativo del mapa social de la región es que las quince organizaciones no gubernamentales extremeñas gastarán más de medio millón de euros en ayudas sociales directas durante este año.

El perfil de las personas que acuden a solicitar ayudas sociales ha cambiado, ya que aumenta el número de parejas jóvenes con hijos que piden alimentos, libros o medicamentos. Se da la circunstancia, apuntan, de que muchas de estas familias viven con los 700 euros de media que cobran los más de 210.000 pensionistas de la región. Y es que, los abuelos son en muchos casos los pilares que sostienen la economía familiar, de ellos viven los hijos y los nietos, destacan.

Además, cada vez hay más pobres en la región. El 41% de la población extremeña se encuentra dentro de la pobreza relativa o moderada y el 12%; es decir 17.000 familias, forma parte de la pobreza severa que está por debajo del 40% de la media del nivel de ingresos en la región.

La Red extremeña de Lucha contra la Pobreza y la Exclusión Social (EAPN-Extremadura) es una asociación de entidades no lucrativas creada en el 2008. Está asociada a la red de ámbito estatal, y por ende a la red europea, con las que comparte objetivos y metodologías y participa en sus actividades. Las organizaciones fundadoras de EAPN Extremadura son: Fundación Secretariado Gitano (FSG), Asociación Comisión Católica de Migración (ACCEM), Cruz Roja Extremadura, Cáritas Regional de Extremadura, Fundación Ciudadanía, Federación Extremeña de Ayuda al Drogodependiente (FEXAD) y el Consorcio de Entidades para la Acción Integral con Migrantes.

FORMACION Por otro lado, este fin de semana Olivenza acoge el I Foro Social Transfronterizo, una iniciativa de Cruz Roja y la Red Transfronteriza de Voluntariado que pretende que una treintena de voluntarios y voluntarias se formen para atender los distintos programas de intervención social que la institución desarrolla, en favor de las personas en mayor riesgo de exclusión social. Los participantes se van a capacitar para contribuir al incremento del éxito escolar de niños y niñas en dificultad social, así como dar a conocer el Plan de Empleo para facilitar la metodología y herramientas necesarias para poder acompañar en la búsqueda de empleo a colectivos vulnerables.

La actividad se engloba dentro del llamamiento Ahora más que Nunca , que Cruz Roja lanzó el pasado mes de mayo y que marca la prioridad de Cruz Roja Española ante esta crisis financiera, económica y social. Se trata de atender a las personas en situación de extrema vulnerabilidad, especialmente familias con todos sus miembros en paro, niños/as que viven en hogares pobres, personas mayores con responsabilidades/cargas familiares o en situación de extrema vulnerabilidad, personas desempleadas de larga duración, personas sin hogar y jóvenes con baja o nula cualificación.

Según argumenta Sebastián Julio Calvarro, presidente de Cruz Roja en Extremadura, el crecimiento del desempleo y la desigualdad social, así como los índices de desprotección ha provocado “el aumento de la precariedad en importantes capas de la población y los riesgos de fractura social que conlleva”. En cualquier caso, matiza, “más allá de las cifras hay personas, familias, niños, jóvenes, mayores- que atraviesan situaciones muy difíciles” y a las que Cruz Roja conoce de cerca e intenta dar respuesta gracias al compromiso cotidiano de más de 10.000 voluntarios de esta institución que trabajan desinteresadamente en la comunidad autónoma.

(El periódico de Extremadura, 23/09/2012)

Anuncios